-

Terremoto; dolor y muerte

NO HAY puestos de socorro. No hay brigadas de revisión de casas. Protección civil paralizada como las autoridades municipales.

________________________________

(DE REFILON: No hay peor agresión de la naturaleza que un terremoto. Se puede enfrentar de un viento huracanado, de un poderoso huracán,  pero un terremoto ataca a traición  y derriba todo la superficie terrestre)

LA ZONA del Istmo sufrió uno de los peores empellones terrestres. La naturaleza, madre de todos los tiempos nos atacó  con toda la furia resguardada de todos los tiempos. Nunca antes en nuestro estado se había dado un sismo de la intensidad de 8.4 grados Richter.

La energía lanzo al cielo rayos multicolores que provocaron el roce de las placas tectónicas inmersas en la falla sísmica llamada de San Andrés que comienza en la zona de Los Ángeles California, EE.UU. y concluye en el extremo del Continente Americano en Chile, denominada “la tierra del fuego”.

El terremoto  comenzó cuando muchas personas dormitaban y otras se preparaban hacerlo. Eran las once la noche con 49 minutos la noche del jueves, cuando empezó a trepidar el piso y en un segundo comenzó el terrible sacudimiento de toda estructura habitacional. El ensordecedor ruido como de mil cañonazos provocó pánico como  el golpeteo como de un barco a la deriva en  alta mar. El tronido es fatal, derriba todo de la superficie, incluso derribando a las personas.

Los gritos de angustia y desaforados de los vecinos no se alcanzaban  a escuchar. El ruido era como ráfagas de metralletas, como el resquebrajar de toneladas de estructuras de fierro o los grandes témpanos de hielo. ¡Tatatata….tracaa traca traaaa, tratatata!...Basta era el grito. No se podía uno sostener en las paredes. Se movían de norte a sur. Como el tronido de un alud de piedras. Como una montaña que se partía

El terremoto que ha vivido el Istmo destruyo  miles de viviendas en las 19 agencias municipales de Tehuantepec y 22 de Juchitán donde  fue màs dramático  porque destruyo poco más de 14 mil casas, según protección civil y 46 muertos. Hay decenas de desaparecidos

LA TRAGEDIA. Juchitán  está ubicada en una zona plana, no hay cerros que la circunden, ello provoco que el choque de las placas tectónicas haya producido como una ola gigantesca en el subsuelo y de ahí se produjo que las casas de adobe en su mayoría, cayeran estrepitosamente

Las demás estructuras de edificios semi nuevos se debió a que el terremoto vibrara trepidatoriamente y en forma oscilatoria por ello rompiera con las bases de concreto.

Edificios como el palacio municipal y la catedral de San Vicente Ferrer, el viejo colegio Revolución-Gral. Heliodoro Charis Castro se vinieran abajo dejando al descubierto la tragedia

El palacio municipal data poco màs de cien años con el templo San Vicente Ferrer.

MUERTOS: suman  en Ixtaltepec semi destruida 17 personas y caída de casas. En Juchitán contaban con 45 muertos localizados entre niños y adultos. Uno en Morro Mazaran. Uno en Tehuantepec, una persona muere al desplomarse  la casa. Unión Hidalgo 8 personas fallecidas

En cada una de los 41 municipios hubo destrucción y muerte

Las autoridades civiles están paralizadas. No saben que hacer

EL GOBERNADOR  sumó la tragedia en un millón de afectados. Alejandro Murat se encuentra en el Istmo y prometió la reconstrucción.  Que estará despachando desde la región: No me iré hasta cumplirles

Los sismos siguen intermitentes. Replicas en 4 puntos y de 5 a 6 Richter. Es interminable ahora con epicentro en Salina Cruz

EN TEHUANTEPEC, el palacio municipal quedó afectado con en su estructura y el reloj municipal está semidstruido. Muchas casas están colapsadas prestas a caer. En Tehuantepec la alcaldesa Yesenia Nolasco se encuentra aterrorizada  y se quejan los vecinos que solo da vueltas de arriba a abajo colocando simples listones amarillos de peligro. Las calles Aldama del barrio san Jerónimo se encuentra bloqueado por las casas que colapsaron  sobre las calles, en la periferia las personas siguen pernoctando en los patios de sus casas y otras encontraron refugio en el campo deportivo de beisbol de la ciudad.

Personas de Salina Cruz, huyeron del Puerto a refugiarse en otras poblaciones por la amenaza de un tsunami

El miedo flota en el aire. Cerraron los mercados. Cerraron los bancos y ningún ruido o música se escucharon hasta este sábado.

Hay un escalofriante  silencio sepulcral: ni los pájaros cantan. Ni los perros ladran

Todo el Istmo necesita atención y una revisión de casas. Falta integrar comités de apoyo, pero la supina ignorancia de las autoridades municipales los tiene paralizados.

LA situación sigue siendo GRAVE

 

Bingo sites http://gbetting.co.uk/bingo with sign up bonuses