-

Difunden carta de Damián Gallardo a cuatro años de su detención

FOTO: AGENCIAS FOTO: AGENCIAS

OAXACA, Oax. 19 de mayo de 2017.- La organización Consorcio Oaxaca envió a los medios de comunicación una carta enviada por Damián Gallardo, quien cumplirá en mayo cuatro años de haber sido detenido.

La carta dice lo siguiente:

“De tiempo somos, somos sus pies y sus manos,

los pies del tiempo caminan en nuestros pies.

A la corta o a la larga, ya se sabe,

los vientos del tiempo borrarán las huellas.

¿Travesía de la nada, pasos de nadie?

Las bocas del tiempo cuentan el viaje”.

Eduardo Galeano

 

Compañeras, compañeros

Hermanas, hermanos.

Desde los días que no dejan de pasar, reciban un fraternal saludo.

Las bocas del tiempo cuentan que en este mayo se cumplen cuatro años de mi detención arbitraria e injusta prisión.

También los pies y manos que somos del tiempo cuentan que los días transcurridos no han pasado cargados de flores, ni de cantos de aves, pero tampoco de silencio.

Las mismas bocas cuentan que cada día nuestro ha traído a cuestas su carga de luchas y resistencias, lo cual a la corta y a la larga nos ha mantenido dignos y rebeldes.

No ha sido fácil para ninguno de nosotros vivir bajo la política de los poderosos, dueños de la cólera, la venganza, la muerte, la corrupción y la mentira.

Por ellos conocemos los distintos rostros de la injusticia e impunidad. Somos sobrevivientes al mismo leviatán, al mismo monstruo.

Allá afuera, en el colorido exterior y acá adentro, en sombrío pasillo de la prisión nos muerde la misma bestia.

Pero a pesar de ello vivimos, inquietos de esperanza, con batallas renacidas en nuestros horizontes, con cansancios diluidos en las huellas de nuestros pasos, con el fuego del sol calentándonos desde adentro, con la memoria alejada de la penumbra.

Sobrevivimos a las dentelladas de la injusticia con oleadas de ternura que nos llegan en palabras como: hermanito, solidaridad, amor, compañía, compañero, lucha, camarada, libertad, papá, camino, hijo, mañana.

No hemos pasado los días inundados de lamentos, tristes, mansos, serviles o llenos de venenoso resentimiento.

Hemos pasado los días trabajando la tierna rebeldía como tierra que se labra y ama; echando “chingadazos” con pedacitos de corazón encendido; defendiendo nuestra dignidad y Derechos Humanos con la tierna furia de la que somos capaces, rasgando la noche de la ignominia con astillitas de luz que son pequeñas acciones y palabras verdaderas.

En estos años, hemos tenido que levantarnos y sobreponernos al día noche de mi detención arbitraria, al día dolor de mi desaparición forzada, tortura física, y psicológica; al día angustia de las amenazas de la SEIDO contra mis seres amados, al día rabia por la fabricación de delitos en mi contra; al día miedo por los simulacros de ejecución, al día desconcierto por mi encierro en este CEFERESO; al día pútrido en que el sistema judicial mexicano decreto el auto de formal prisión sin tomar en cuenta los alegatos de mi apelación, ni de mi amparo, al día corrompido que Jueces y Magistrados de consigna optaron por ignorar nuestras garantías establecidas en la carta magna; al día indigno en que el sistema penitenciario intenta por todos los medios pulverizar las cualidades humanas, al día tenebroso de los tratos crueles, degradantes e inhumanos a que nos someten los custodios durante las revisiones; al día desolado en que no permiten el ingreso de la visita familiar; al día inquisitorial en que las autoridades penitenciarias me prohíben la lectura de libros Michel Foucalt y las peligrosísimos revistas de NEXOS y PROCESO, al día incierto en que por razones misteriosas no permiten la llamada telefónica a familiares, al día cínico de la amenaza de traslado hacia un penal aún más lejano por protestar ante los atropellos, al día miserable (que son todos los días) en que hay que alimentarse con comidas de pésima calidad, o padecer una enfermedad sin ser atendido por un médico; al día Kafkiano en que se permanece encarcelado dentro de la misma cárcel, segregado, aislado por una sanción injusta; al día ruin en que la correspondencia que va escrita en lengua materna (Ayuuk) es extraída y desaparecida por el área de seguridad del penal, al día nefasto en que fui objeto de la prepotencia y neurosis de un custodio por negarme a caminar con la vista al suelo y las manos colocadas en las espaldas; al día retrogrado en que el director del centro penitenciario pretendió mofarse de mi por ser un preso político; al día obscuro en que las autoridades nos prometieron justicia y jamás cumplieron.

Aquí, la dignidad vive y es también un “nosotros” que se niega a ser reducido a un número de expediente de cuatro dígitos sin rostro.

De manera legítima, legal y pacífica defendemos nuestros Derechos Humanos. No es casual la batalla legal que sostenemos un sector consciente de personas privadas de la libertad contra las autoridades penitenciarias, a través de diversos juicios de amparo para que cesen los tratos crueles, degradantes e inhumanos; para que se nos brinde una alimentación y atención medica adecuadas; para que se nos permita el ingreso de libros y material de lectura; para que no se lleven a cabo revisiones y traslados anticonstitucionales; para que no se nos prive el derecho a la expresión artística y de ideas; para que no se nos violente el desarrollo a la libre personalidad y equidad de género; para que se respete el debido proceso en las sanciones administrativas y no se efectúen sanciones injustificadas.

Aquí la dignidad continua viva, en forma de resistencia pacífica y lucha pro defensa de los Derechos Humanos.

Compañeras, compañeros, hermanas, hermanos:

Todos aquellos quienes persisten en la lucha por la justicia, democracia libertad, equidad y dignidad humanas deseo expresarles mi gratitud inconmesurable por su acompañamiento y solidaridad a lo largo de estos 4 años, a los compañeros de las organizaciones de la sociedad civil oaxaqueña a CONSORCIO OAXACA, ICO, EDUCA, CAMPO, COLECTIVO MUJER NUEVA y SERAPAZ entre otras; a las organizaciones sociales estatales, nacionales e internacionales, a las organizaciones internacionales de DH en especial a la OMCT, a FRONT LINE DEFENDERS, a Amnistia Internacional, la Coordinación Alemana de Derechos Humanos en México; al Magisterio Democratico de la CNTE, en particular a los compañeros de la Sección XXII, al Comité Nacional por la Libertad de l@s pres@s políticos, a los compañeros de las comunidades. A todos mi gratitud fraterna y combativa.

Sabedor de que la lucha por un mundo mejor, a favor de la dignidad y los Derechos Humanos debe continuar aquí adentro y allá afuera, dejemos que los pies del tiempo sigan andando en nuestros pies y nunca olvidemos que “Los navegantes de la sombra hemos crecido hasta mil años de ganas de vivir, moriremos pequeños y de paciencia, apenas aprendices del amor”.

No quiero dejar de hacer patente mi rabia, dolor e indignación frente al asesinato de quienes día con día defienden derechos humanos, de quienes buscan a sus familiares desaparecidos y de quienes ejercen el derecho a la Libertad de expresión, sin duda alguna, nos quieren callar, a unos desapareciéndoles, a otros en las rejas de una fría prisión y a otros arrebatándoles la vida, Miroslava, Miriam, Javier entre otros.

Sin duda alguna el costo de defender derechos humanos y el ejercicio de la libertad de expresión es muy alto, quiero pedirle al Gobierno Mexicano que garantice la labor de las defensoras, defensores y periodistas.

PRESOS POLITICOS LIBERTAD

JUSTICIA PARA NOCHIXTLÁN

CÁRCEL PARA ULISES RUIZ Y GABINO CUÉ

VIVOS SE LOS LLEVARÓN, VIVOS LOS QUEREMOS

DESAPARECIDOS PRESENTACION

FRATERNALMENTE

Quien reconoce a sus hermanos por la esperanza y también porque cuidan la vida como un fuego.

DAMIÁN GALLARDO MARTINEZ

PRESO POLITICO Y DE CONCIENCIA

Centro Federal de Readaptación Social No 2 Occidente

Mayo 18, 2017, Guadalajara, México.

1460 días de prisión política

Bingo sites http://gbetting.co.uk/bingo with sign up bonuses