Injusta e incongruente, represión de Guardia Nacional contra migrantes: Encuentro Sabatino

    FOTO: AGENCIAS FOTO: AGENCIAS

    Oaxaca de Juárez, Oax.- La represión de la Guardia Nacional en contra de los migrantes centroamericanos es un acto de injusticia, que evidencia el hecho de que el gobierno de México responde a los intereses de Estados Unidos, criticaron los panelistas de Encuentro Sabatino.

     

    México no ha respetado los protocolos nacionales e internacionales para abordar el tránsito de ciudadanos extranjeros por territorio nacional y ha optado por agredir a los migrantes a golpes y con gases lacrimógenos para salvaguardar los intereses del país vecino del norte, acusó el periodista Joel Hernández Santiago.

     

    Para el director del Corporativo de Medios de Información (CMI), Humberto López Lena, existe una incongruencia flagrante entre el discurso que mantiene el gobierno de Andrés Manuel López Obrador --que niega las agresiones y achaca la creciente violencia en el país al "régimen conservador"--, y el López Obrador en su etapa de candidato presidencial, dónde aseguraba que el Ejército tenía que regresar a los cuarteles y no cumplir más labores de seguridad.

     

    Sin embargo, a su llegada al poder, la llamada  Cuarta Transformación no sólo no replegó al Ejército sino que le dotó de más atribuciones para que se hiciera cargo de la seguridad interna y, ahora, incluso, para contener a costa de la violencia el flujo migratorio.

     

    Ante ello y ante el aval dado a esas acciones por todo el gabinete lopezobradorista y también por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), López Lena señaló que el único personaje que ha mantenido una convicción ideológica es el diputado Francisco Muñoz Ledo, que públicamente repudió las acciones de la Guardia Nacional en la frontera con Guatemala.

     

     

    Para Francisco Vásquez Jiménez, director de Noticieros Encuentro, con esas acciones de represión y los altos niveles de violencia que se han registrado en diversos puntos del país, como en Guerrero, donde un grupo de 19 menores de edad tomaron las armas la semana pasada luego de la ocurrencia de una matanza, el 2020 se perfila como un año más caótico en cuestión de violencia que el pasado 2019, considerado el más sangriento desde que se cuenta con datos estadísticos.

     

    Además, en la edición de Encuentro Sabatino del 25 de enero se abordaron otros temas como la falta de medicamentos en los hospitales para tratar enfermedades como el cáncer infantil, las comparecencias de los funcionarios del gobierno estatal ante la Cámara de Diputados y la inseguridad que prevalece en la zona metropolitana de la ciudad de Oaxaca ante la complacencia de las policías municipales y Estatal y la omisión de la Fiscalía General del Estado.